Podemos condena el asesinato de una joven de Cartagena a manos de su ex novio y exige políticas efectivas para la erradicación de las violencias machistas - Podemos Región de Murcia

Podemos condena el asesinato de una joven de Cartagena a manos de su ex novio y exige políticas efectivas para la erradicación de las violencias machistas

La Secretaria de Feminismos e Igualdad LGTBI de Podemos Región de Murcia, Concha García Altares condena el asesinato por violencia machista que hoy se ha acabado con la vida de una mujer en Canteras, Cartagena, a manos de su ex novio, que tenía una orden de alejamiento y que ha sido detenido.

García Altares, ha recordado que en lo que va de año, en la Región de Murcia han asesinado a 3 mujeres, 60 en todo el estado durante 2017, por violencia machista por lo que desde la Secretaría de Feminismos, Igualdad y LGTBI de Podemos Región de Murcia se quiere insistir en “Exigir al Gobierno del Estado y también al Regional, un compromiso serio contra la violencia machista, y ese compromiso debe de ir acompañado de unos presupuestos y una financiación suficiente para poner en marcha todos los recursos necesarios para acabar con la violencia machista”.

Del mismo modo se hace imprescindible la ampliación de la dotación de los CAVI (Centros de Atención Especializada para Mujeres Víctimas de Violencia de Género) ampliando los horarios de atención y el número de personas que los atienden, pues los actuales cuentan con excelentes profesionales pero absolutamente insuficientes.
Concha García Altares ha recordado que en la Región de Murcia la partida destinada a la lucha por la igualdad de género se recortó entre 2010 y 2016 en el caso de la violencia machista en un 15% y en un 76% en la promoción de la mujer.

Del mismo modo ha subrayado que “es imprescindible invertir en educación en igualdad en el curriculum educativo para acabar con los estereotipos como son el amor romántico que heredamos y repetimos una y otra vez”.
Y ha concluido en se hace fundamental la formación de profesionales que trabaja directamente con las mujeres, como es el personal sanitario y de servicios sociales, así como la formación en igualdad y violencia machista de los cuerpos de seguridad del estado y a jueces.