Orgullo

Una bandera con mucho orgullo

ORGULLO

María Marín | Portavoz de Podemos en la Asamblea Regional

🏳️‍🌈 Una bandera con mucho orgullo 🏳️‍🌈

Este mes de junio, como cada año, conmemoramos el Orgullo LGBTI. Se trata de una celebración reivindicativa que cobra en 2.022 más relevancia aún si cabe. Los datos nos indican que las agresiones, las amenazas y las vejaciones contra personas LGTBI no paran de aumentar. Y no es un fenómeno casual. El ataque a los derechos humanos que la ultraderecha ha llevado hasta las tribunas parlamentarias ha servido como excusa a los profesionales del odio para esparcir su discurso. En nuestra Región, estamos viendo un retroceso sin precedentes en el que un presidente cómplice y aliado de la extrema derecha intenta llevar a cabo políticas como la censura en los libros de texto, el pin parental contra las charlas sobre diversidad afectivosexual o paralización de herramientas que podrían servir para combatir la discriminación como el observatorio contra la LGTBIfobia.

Desde Podemos estamos, como no puede ser de otra manera, luchando contra la deriva ultra que ha tomado el Gobierno Regional. No vamos a consentir, tal y como ha intentado Vox, que en nuestra tierra se imponga una legislación contra la visibilidad LGBTI al más puro estilo de pseudodemocracias como la de Orban en Hungría o Putin en Rusia. Por eso les mostré la bandera de la diversidad desde la tribuna de oradores de la Asamblea mientras votábamos una moción para prohibir su presencia en las instituciones. Tenemos claro que los derechos de las personas LGTBI son derechos humanos, derechos de todas las personas. No se trata del derecho a amar, sino del derecho a ser, a existir, y hacerlo sin que nadie pueda molestarnos por ello.

 

En plena campaña de las elecciones andaluzas hemos visto como desde posiciones ultras se carga contra la Educación Sexual en las escuelas. No hay mayor peligro que dejar a los jóvenes solos frente a la sexualidad, sin herramientas para identificar el acoso o las agresiones que puedan producirse a lo largo de su desarrollo. Tampoco es recomendable tratar el sexo y la sexualidad como un tabú, como algo inexistente y prohibido, en lugar de promocionar actitudes basadas en el respeto mutuo, la igualdad y la libertad.  

Sabemos de sobra que vivimos en una tierra abierta, con una sociedad mayoritariamente respetuosa. Que ellos son la minoría y nosotros, la mayoría. Por eso es tan importante un cambio de políticas, de forma que contemos con unas instituciones que representen a un pueblo que rechaza la discriminación. Es hora de desterrar el miedo y el odio. Estamos orgullosos y orgullosas de llevar hasta las instituciones y la calles la defensa de nuestros derechos, los derechos de todo ser humano. Frente a su LGTBIfobia, frente a una región en blanco y negro, seguiremos levantando la bandera de la diversidad, con todos y cada uno de sus colores.

____

Artículo publicado originalmente en el diario La Verdad de Murcia el jueves 16 de junio de 2022.