El derecho humano al agua y saneamiento en el Estatuto de Autonomía - Podemos Región de Murcia

El derecho humano al agua y saneamiento en el Estatuto de Autonomía

Los diputados regionales de Podemos, María Giménez y Andrés Pedreño, junto al Secretario General de Podemos y Portavoz del Grupo Parlamentario, Óscar Urralburu, han defendido el modelo de gestión pública, transparente, participativa y sostenible del agua frente a las políticas privatizadoras que entienden el agua como un negocio abierto a la corrupción.

La diputada regional de Podemos María Giménez ha recordado que hoy 22 de Marzo se conmemora el reconocimiento por Naciones Unidas del agua como un derecho humano indispensable para la vida, y se ha referido a que hace apenas dos años se presentó la primera Iniciativa Ciudadana Europea (ICE), que superó los dos millones de firmas, en cuya recogida participaron numerosos colectivos sociales de la Región. Dicha Iniciativa permitió que el Parlamento Europeo reconociera que el agua es un derecho y no una mercancía y que los servicios de agua potable y saneamiento tienen que salir de las reglas del mercado interior de la UE. Giménez ha denunciado que en nuestro país no se está respetando este mandato, y los servicios de agua potable y saneamiento siguen privatizados, algunos desde los años 80.

Lo más grave, apunta Giménez, es que “a día de hoy la vinculación entre los procesos de privatización del agua y corrupción es una realidad. El suministro de agua se ha convertido en un negocio, que actúa como una trama y utiliza el canon concesional como mecanismo para que las empresas concesionarias tengan cautivos a los Ayuntamientos y especialmente a los ciudadanos, que somos quiénes acabamos pagándolo por medio de tarifas cada vez más altas, sin ningún control por parte de la parte pública del servicio”.

Y ha avanzado que desde el grupo parlamentario de Podemos en la Región de Murcia se va a trabajar en incluir el derecho humano al agua y al saneamiento en el nuevo Estatuto de Autonomía de la Región de Murcia, para que “sean los Ayuntamientos los que establezcan cómo se presta este servicio a la ciudadanía, porque no podemos seguir siendo tratados como clientes cuando lo que tenemos es un derecho humano que debe ser reconocido, y no someternos a altas tarifas ni a cortes de un suministro básico para vivir dignamente” ha argumentado María Giménez.

Por su parte el diputado Regional, Andrés Pedreño, ha explicado que “lo sucedido en Murcia con el servicio de agua potable se reproduce de forma sistemática en prácticamente todos los municipios de la Región. Desde los movimientos sociales presentamos un contencioso administrativo en 2012, el TSJ lo desestimó y en 2015 elevamos nuestro recurso al Supremo, que esperamos ganar”, porque según ha asegurado “esto es lo que está demostrando el caso Pokemon, que Aguas de Murcia, su parte privada se ha apoderado de la parte pública y actúa sin control presentando sobrecostes y externalizando servicios a empresas de su propio grupo”.

En este mismo sentido, el Secretario General de Podemos, y Portavoz del grupo en la Asamblea, Oscar Urralburu ha afirmado que nos encontramos en un punto en el que “la trama de la corrupción del agua ha llegado a la Región de Murcia, donde hemos podido comprobar cómo la jueza Lara de Lugo ha abierto pieza separada en el caso Pokémon en las ciudades de Lorca, Cartagena y Murcia ya que existen indicios de conductas ilícitas que responden a un patrón de entramado presuntamente delictivo en torno al suministro de agua”.

Finalmente, Urralburu ha añadido que el servicio del agua ha llegado a convertirse en un negocio mafioso y “no podemos permitir que la corrupción se siga extendiendo en la Región de Murcia, por lo que desde Podemos, vamos a defender el derecho al agua pública, transparente y limpia de corrupción para toda la ciudadanía”.